En el programa de Polar Comunicaciones Al Pan Pan, Vino Vino conducido por la Trabajadora Social y Psicóloga Silvana Gómez Oyarzo.

MOVIMIENTOS SOCIALES EN CHILE

22-11-2019 - 13:49
(Escrito por Andrea Barría Rain)

Los invitados que participaron en el programa fueron: Nikos Ortega presidente de FEUM y Juan Contreras profesor de Historia y encargado de convivencia escolar CEIA. En esta edición, el programa fue conducido por el panelista Sergio Díaz, quien al inicio habló con Nikos Ortega presidente de la FEUM, estudiante en la actualidad del quinto año de la carrera de Trabajo Social y le consultó:
¿Cómo federación de estudiantes como ven el movimiento?
“Nosotros como estudiantes en general, tratamos de estar presentes activamente en lo que se estaba gestando que en su momento no se sabía la intensidad con que se manifestaron las personas, comenzando con la evasión (…) Lo primero que pensamos en hacer fue una asamblea general, lo cual tuvimos que recular porque se declaró un Estado de Emergencia, había mucho temor por compañeros de la universidad sobre qué tan seguro era reunirse. Finalmente, se hizo una votación vía online, de la cual termina levantándose una paralización hasta que se depusiera este estado de emergencia, la universidad y estudiantes levantado este estado, volvimos a hacer nuevamente asambleas (…). Efectivamente continuamos en paralización, la última asamblea la realizamos hace poquito, creemos que es fundamental que este movimiento logre concretar algunas demandas históricas, está demás decir que se ha rechazado este acuerdo por la paz, y por una nueva constitución, que es más por una nueva constitución que porque de paz no tiene mucho. Ha habido algunas tensiones de los sectores, es algo ambiguo. Entonces, la ciudadanía está expectante sobre eso”.
Y a continuación, le preguntamos a nuestro segundo invitado Juan Contreras, profesor de Historia: ¿Cuál cree usted que son las implicancias de una nueva constitución para el ciudadano de a pie?
“El hecho de que se quiera tener una nueva constitución, porque la constitución actual de 1980, no estaba la democracia vigente, entonces, se hizo entre cuatro paredes con la comisión Ortúzar liderada por Jaime Guzmán, luego se le hicieron algunos cambios, pero nada estructural que permitían cambiar algo que para nosotros es muy importante que es el modelo neoliberal, donde hay muchas empresas que fueron del estado que fueron privatizadas y que están acumulando riquezas a base de las necesidades básicas de las personas, como el agua que pasa a ser prácticamente uno de los pocos países que tienen el agua privatizada. Lo que se ha pedido desde que empezaron estas manifestaciones es una asamblea constituyente donde participe la ciudadanía a través de sus diferentes grupos organizados para que puedan realmente ser una constitución validada, que sea en democracia con la participación de todos. Los cambios de la persona común depende de cómo se consigan los cambios constitucionales, hay una discusión sobre los dos tercios, donde una minoría podría vetar lo que quiere la mayoría, pero tenemos que tener confianza en que cambios se deben hacer, mejorar la salud, la educación pública, terminar con los créditos usureros universitarios y las pensiones (…) Así que la nueva constitución debe lograr de alguna manera esto.”
Consultados ambos invitados sobre el desgaste que pareciera esperar el gobierno, nuestro invitado el joven Nikos Ortega dijo: “Este gobierno efectivamente siempre juega al desgaste, lo hizo con el movimiento estudiantil, siempre para no correr el cerco hacia las materias que afectan a los grandes grupos económicos. (…) Tú estás esperando que se cansen las personas que tienen que esperar tres horas en el consultorio para ser atendidas, las personas que tenemos que hacer colas para cualquier trámite, que vamos al supermercado y debemos hacer colas para comprar comida. Recapitulando.”
En el segundo bloque y luego de haber discutido latamente sobre política y ciudadanía, nos incorporamos con la problemática de cómo aumentó la sensación de inseguridad en Chile y afectó el comercio tal cual como afectó hace algunos años el terremoto del 27F. A lo que Don Juan Contreras respondió de manera auspiciosa tras enumerar el daño que se ha percibido en el área comercial, diciendo: “Tengo confianza de que el país se puede recuperar en lo material, porque nuestro país se ha sabido levantar de munchas catástrofes, pero también está el plano psicológico, Chile tiene seis regiones con alerta sanitaria, y no sólo por el daño de las manifestaciones sino también por el daño mental que está haciendo”
Así nos ilustró sobre la crisis económica que tuvo Chile en los ochenta que generó las protestas ciudadanas, hasta que se logró el plebiscito del no y donde la economía no pudo despegar en largo tiempo previo a esto y realizó un paralelismo con el estado del país actual donde el dólar se resiste a bajar a pesar de la inyección de recursos del Banco Central.
Se destacó también la importancia del respeto en nuestra comunidad al pequeño empresario y que se contradice con la falta de respeto a los protocolos por parte de la policía en Chile que genera un gran daño. “En chile tenemos 2000 heridos, 217 con heridas oculares, que es más alto que guerras en medio oriente y más de 20 muertos” Destacó el presidente de la FEUM.
Y continuamos hablando sobre la desigualdad que se ve reflejada en el punto cero en plaza Italia, donde en Chile se ve dramáticamente su extrema pobreza y su extrema riqueza de manera clara, para luego, continuar con el ya ampliamente discutido impuesto a los súper ricos y donde el invitado Nikos Ortega dijo:
“Cuando fue el gobierno de Michelle Bachelet, en la reforma tributaria se aumentó el impuesto a los súper ricos. Lo cual generó un tremendo descontento, de hecho una propuesta de Piñera fue la disminución de los súper ricos, lo cual no aumentó la inversión”
El punto es que evidentemente hay mucho que discutir en torno a lo social en el país, las problemáticas se entremezclan, se condicionan y agravan, una no va sin la otra, no podemos hablar de desigualdad, sin hablar de tributación, y de tributación sin hablar de dignidad y de crisis del modelo sanitario, sin hablar del exceso de endeudamiento; pensiones, AFP y así hasta a llegar a educación y finalmente, a Constitución.
“Es un conjunto de demandas, un conjunto de cosas, es la forma en que nosotros vivimos el modelo en el que estamos, no ha traído seguridad social, no tenemos un estado garante”. Así finalizó la reflexión de Nikos Ortega en este programa.



En el programa de Polar comunicaciones “Al Pan Pan, Vino Vino” del día miércoles 20 de Noviembre y que es conducido por la Trabajadora Social y Psicóloga Silvana Gómez Oyarzo:
MOVIMIENTOS SOCIALES EN CHILE
Los invitados que participaron en el programa fueron: Nikos Ortega presidente de FEUM y Juan Contreras profesor de Historia y encargado de convivencia escolar CEIA. En esta edición, el programa fue conducido por el panelista Sergio Díaz, quien al inicio habló con Nikos Ortega presidente de la FEUM, estudiante en la actualidad del quinto año de la carrera de Trabajo Social y le consultó:
¿Cómo federación de estudiantes como ven el movimiento?
“Nosotros como estudiantes en general, tratamos de estar presentes activamente en lo que se estaba gestando que en su momento no se sabía la intensidad con que se manifestaron las personas, comenzando con la evasión (…) Lo primero que pensamos en hacer fue una asamblea general, lo cual tuvimos que recular porque se declaró un Estado de Emergencia, había mucho temor por compañeros de la universidad sobre qué tan seguro era reunirse. Finalmente, se hizo una votación vía online, de la cual termina levantándose una paralización hasta que se depusiera este estado de emergencia, la universidad y estudiantes levantado este estado, volvimos a hacer nuevamente asambleas (…). Efectivamente continuamos en paralización, la última asamblea la realizamos hace poquito, creemos que es fundamental que este movimiento logre concretar algunas demandas históricas, está demás decir que se ha rechazado este acuerdo por la paz, y por una nueva constitución, que es más por una nueva constitución que porque de paz no tiene mucho. Ha habido algunas tensiones de los sectores, es algo ambiguo. Entonces, la ciudadanía está expectante sobre eso”.
Y a continuación, le preguntamos a nuestro segundo invitado Juan Contreras, profesor de Historia: ¿Cuál cree usted que son las implicancias de una nueva constitución para el ciudadano de a pie?
“El hecho de que se quiera tener una nueva constitución, porque la constitución actual de 1980, no estaba la democracia vigente, entonces, se hizo entre cuatro paredes con la comisión Ortúzar liderada por Jaime Guzmán, luego se le hicieron algunos cambios, pero nada estructural que permitían cambiar algo que para nosotros es muy importante que es el modelo neoliberal, donde hay muchas empresas que fueron del estado que fueron privatizadas y que están acumulando riquezas a base de las necesidades básicas de las personas, como el agua que pasa a ser prácticamente uno de los pocos países que tienen el agua privatizada. Lo que se ha pedido desde que empezaron estas manifestaciones es una asamblea constituyente donde participe la ciudadanía a través de sus diferentes grupos organizados para que puedan realmente ser una constitución validada, que sea en democracia con la participación de todos. Los cambios de la persona común depende de cómo se consigan los cambios constitucionales, hay una discusión sobre los dos tercios, donde una minoría podría vetar lo que quiere la mayoría, pero tenemos que tener confianza en que cambios se deben hacer, mejorar la salud, la educación pública, terminar con los créditos usureros universitarios y las pensiones (…) Así que la nueva constitución debe lograr de alguna manera esto.”
Consultados ambos invitados sobre el desgaste que pareciera esperar el gobierno, nuestro invitado el joven Nikos Ortega dijo: “Este gobierno efectivamente siempre juega al desgaste, lo hizo con el movimiento estudiantil, siempre para no correr el cerco hacia las materias que afectan a los grandes grupos económicos. (…) Tú estás esperando que se cansen las personas que tienen que esperar tres horas en el consultorio para ser atendidas, las personas que tenemos que hacer colas para cualquier trámite, que vamos al supermercado y debemos hacer colas para comprar comida. Recapitulando.”
En el segundo bloque y luego de haber discutido latamente sobre política y ciudadanía, nos incorporamos con la problemática de cómo aumentó la sensación de inseguridad en Chile y afectó el comercio tal cual como afectó hace algunos años el terremoto del 27F. A lo que Don Juan Contreras respondió de manera auspiciosa tras enumerar el daño que se ha percibido en el área comercial, diciendo: “Tengo confianza de que el país se puede recuperar en lo material, porque nuestro país se ha sabido levantar de munchas catástrofes, pero también está el plano psicológico, Chile tiene seis regiones con alerta sanitaria, y no sólo por el daño de las manifestaciones sino también por el daño mental que está haciendo”
Así nos ilustró sobre la crisis económica que tuvo Chile en los ochenta que generó las protestas ciudadanas, hasta que se logró el plebiscito del no y donde la economía no pudo despegar en largo tiempo previo a esto y realizó un paralelismo con el estado del país actual donde el dólar se resiste a bajar a pesar de la inyección de recursos del Banco Central.
Se destacó también la importancia del respeto en nuestra comunidad al pequeño empresario y que se contradice con la falta de respeto a los protocolos por parte de la policía en Chile que genera un gran daño. “En chile tenemos 2000 heridos, 217 con heridas oculares, que es más alto que guerras en medio oriente y más de 20 muertos” Destacó el presidente de la FEUM.
Y continuamos hablando sobre la desigualdad que se ve reflejada en el punto cero en plaza Italia, donde en Chile se ve dramáticamente su extrema pobreza y su extrema riqueza de manera clara, para luego, continuar con el ya ampliamente discutido impuesto a los súper ricos y donde el invitado Nikos Ortega dijo:
“Cuando fue el gobierno de Michelle Bachelet, en la reforma tributaria se aumentó el impuesto a los súper ricos. Lo cual generó un tremendo descontento, de hecho una propuesta de Piñera fue la disminución de los súper ricos, lo cual no aumentó la inversión”
El punto es que evidentemente hay mucho que discutir en torno a lo social en el país, las problemáticas se entremezclan, se condicionan y agravan, una no va sin la otra, no podemos hablar de desigualdad, sin hablar de tributación, y de tributación sin hablar de dignidad y de crisis del modelo sanitario, sin hablar del exceso de endeudamiento; pensiones, AFP y así hasta a llegar a educación y finalmente, a Constitución.
“Es un conjunto de demandas, un conjunto de cosas, es la forma en que nosotros vivimos el modelo en el que estamos, no ha traído seguridad social, no tenemos un estado garante”. Así finalizó la reflexión de Nikos Ortega en este programa.

El Programa “Al Pan Pan, Vino Vino” se transmite todos los miércoles de 21:00 a 22:00 horas en Polar Comunicaciones.

El programa completo se encuentra en youtube y facebook